lunes, 20 de diciembre de 2010

Grave escenario de Constructoras “patito”

Comentario Zeta

Por Carlos Z. Cadena
La declaración de fin de semana en Tapachula, del consejero nacional dela frontera sur de la Federación de Colegios de Arquitectos de la República Mexicana, Julio Alberto Ávila López, fue demoledora y confirma lo que ha sido un cáncer en Chiapas a las que se les conoce también cómo “constructoras patitos”, que se han dado un festín con los presupuestos gubernamentales federales, estatales y municipales. El representante nacional de Arquitectos dijo que en México existen y operan más de la mitad de constructoras fantasmas, lo que es verdaderamente un “monumento a la corrupción” al interior de la obra pública del país.

Es más todavía dijo textualmente que “Hay infinidad de obras que sólo existen en teoría y en los informes de gobiernos municipales”, lo que vuelve a confirmar por ejemplo la intromisión del tráfico de influencias, en la industria de la construcción, cómo fue en el sexenio pasado con los hermanos de Pablo Salazar, que se dividieron el estado de Chiapas por los cuatro puntos cardinales, donde las pocas obras públicas que se edificaron al año ya las había “barrido” las lluvias, lo que demostró la ignominia en las construcciones y el alto índice de corrupción entre alcaldes y familiares del exgobernador. ¿Ya se acordaron?.

Actualmente al que hay que amarrarle las manos y seguirlo con la vista es al extitular de Infraestructura Ricardo Serrano Pino, que lo premiaron con la titularidad de la Comisión Legislativa de Desarrollo Urbano y Obras públicas, y curiosamente es el más señalado por los Ingenieros y Arquitectos de Chiapas, de ser un servidor irresponsable en las diversas obras que tuvo durante su encomienda cómo funcionario público, que retraso obras estatales por más de cuatro años, (Mercado San Juan) y que aglutina a una serie de constructores de su más alta predicción, donde resalta el próximo Síndico Municipal de Tapachula, Daniel Arévalo, responsable constructor (Constructora Izapa) actual del tardío malecón del río Coatán.

El representante de la construcción, quien representa a los Estados de Yucatán, Quintana Roo, Veracruz, Campeche, Tabasco, Oaxaca y Chiapas, dijo algo más grave aún al denunciar públicamente que muchas constructoras fantasmas o reales “vienen apadrinadas porque les meten dinero a las campañas políticas”. Y agregó:

“Lo peor, dijo, son aquellas que llegan, cobran y se van sin ni siquiera comenzar la obra, solapados por aquellos que rinden en sus informes como infraestructura terminada”.

También denunció la complicidad que hay entre los órganos fiscalizadores y las constructoras fantasmas, donde tal pareciera que fue un misil para el Auditor Superior de Chiapas, al que lo han endilgado de ser el protector de ediles y alcaldes corruptos que no hicieron obras y muchas están inventadas en el papel. El representante de la Federación de Arquitectos del país, afirmó que la aparición de esas constructoras fantasmas en cada cambio administrativo, ha sido uno de los reclamos más recurrentes por parte de los grupos colegiados en el país. Puntualizó que para poder frenar en gran medida la existencia de las constructoras fantasmas, habría que haber una reforma de ley que obligue la fiscalización física y contable de cada una de las obras que se realicen con recursos gubernamentales. (El Orbe- 18 de diciembre de 2010).

No a los diezmos en Chiapas

Sin embargo lo más extraordinario es que también los Arquitectos de Chiapas, lanzaron su malestar en contra de la corrupción en la obra pública de Chiapas. Fue la Confederación de Colegios de Profesionales en Materia de Infraestructura del Estado de Chiapas, a través de Oscar Marina Alegría, que denunció valientemente también desde Tapachula, que en el estado de Chiapas, hay presidentes municipales que llegan a pedir hasta el 20 por ciento del costo de la obra y levantó la voz para exigir poner en marcha losmecanismos necesarios para frenar el pago de “diezmos” a los Ayuntamientos en la Entidad, ya que aseguran que las autoridades municipales, piden a cambio de obtener accesos a proyectos de infraestructura.

“El pagar los diezmos ocasiona un detrimento en el ejercicio de la obra pública, porque no queda más que quitarle calidad a lo que se construye para poder cumplir con esas prácticas de corrupción”, reiteró el representante.

En resumen sigue el fantasma del malestar dentro del gremio de los auténticos Arquitectos chiapanecos, que hoy junto con representantes de la Federación de Arquitectos de la República Mexicana, coinciden sobre el drama de la corrupción de los alcaldes de Chiapas, y desnudan el “virus más enfermizo de la obra pública” que es la complicidad de alcaldes que se dejan pedir los famosos diezmos que tanto daño le han hecho al desarrollo de Chiapas. Es preocupante que este llamado a la transparencia pública provenga de los propios arquitectos chiapanecos, que siguen aguantando la loza del contubernio de alcaldes con muchas constructoras “patito”, que cómo arroz se han multiplicado en la entidad.

Lo conducente es que los arquitectos de Chiapas, formalicen sus contralorías internas o un órgano de investigación para denunciar estos ilícitos donde muchos funcionarios públicos traicionan la confianza de sus jefes, llevándole informes que no son reales sobre el estado que guardan las cosas en determinado rubro. El caso de la figura de constructoras fantasmas es grave en la entidad, y lo más viable es darle certidumbre y limpieza a la obra pública de las Presidencias Municipales, tal como lo exigen los propios protagonistas del rubro.

PD: Un personaje más anduvo muy movido con rictus de preocupación y desencajado durante los días del 5 al 8 de diciembre en Cancún Quintana Roo, durante el encuentro internacional del cambio climático (COP 16), donde se dieron cita Presidentes de varios países, directores generales de empresa nacionales y mundiales, representantes de asociaciones y cámaras empresariales latinoamericanas y científicos. Ese personaje es Pablo Salazar, que busca colocarse mañosamente en las oficinas de más algún protagonista internacional en materia del cambio climático. Desde lejos se tuvo que conformar con observar al Conejobus y Tapachultecobus, cuando se subió el Secretario General de la organización de las Naciones Unidas (ONU), Ban Kin-Moon y el gobernador Juan Sabines, donde se reconoció el gran esfuerzo que hace el gobierno del estado en materia ambientalista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Seguidores

Archivo del blog